Una mañana de vuelo imaginario. Y real

 

Ocaso. Coreografía de Pedro Nuñez. Intérprete: Zuleima Burruel

L. Carlos Sánchez

Emprende su vuelo, se eleva, viaja, da un giro, uno más. Y cae.

El avión que hace unos minutos construyeron con sus manos, es ahora la guía para el movimiento. Emularlo es el ejercicio, motivo para la construcción de un paso de baile.

Niños de cuarto grado de la escuela primaria Diego Rivera, en Hermosillo, conviven con la danza contemporánea.

Colectivo Dédalo Artes Escénicas toca a la puerta de los espectadores y artistas del mañana. Pone su grano de arena en la formación y acude al espacio donde se gesta la educación básica.

Los objetivos se diversifican. Despertar el interés por la danza contemporánea, es uno de ellos, quizá el más puntual. Pero ¿qué ocurre cuando un niño se topa ante su mirada la expresión corporal, el movimiento, la música, el ritmo elocuente de una coreografía?

En esta ocasión la coreografía que Dédalo propone es Ocaso, ese acto solitario en la humanidad de Zuleima Burruel. Y existió allí, en ese espacio para la materia de educación física. Las consecuencias fueron extraordinarias. Las voces de los niños elevando al cielo las conclusiones más inesperadas. Los cuestionamientos más lúdicos e interesantes.

Los niños opinaron sobre lo que vieron: “Mucho Drama”. “Estaba convulsionando”. “¿Así es la danza?”. “¿Por qué temblaba?” “Porque era cuando estaba bajando el sol”. “Porque le picó un animal”. “Porque tenía miedo”. “¿Por qué se pegaba?” “Porque le picó un mosquito”. “Porque tenía miedo” “Es un amigo imaginario”.

Así responde la interpretación cuando al ser humano se le estimula el pensamiento mediante una obra estética.

Lo que hace Colectivo Dédalo Artes Escénicas, es exactamente lo que hace muchos años el sistema educativo dejó de hacer: la inclusión de la educación artística, esa asignatura eternamente pendiente.

Hay que ser testigos de la propuesta de Dédalo, hay que ver cómo los bailarines entran al salón de clases, cómo es que aplican una encuesta a los niños para evaluar su asistencia a los espacios donde se exhibe el arte escénico.

Estar en un salón mientras esto ocurre, mirar la participación de los educandos, verlos construir con sus propias manos un avión, dos aviones, seguirlos hacia la cancha de la escuela, treparse junto con ellos a ese vuelo de papel sugerido desde sus manos, apreciarlos en el movimiento de sus cuerpos, es concluir que si esto se hace de manera permanente, estaremos formando generaciones más felices, generaciones que de facto escalarán al encuentro con su identidad. El arte es la fórmula secreta para observarse el interior y saber de qué está uno hecho., por qué late un corazón.

Ocaso es el nombre de la coreografía que ahora guardarán para siempre en su memoria esos niños a los que les ha tocado participar en este programa instaurado por Dédalo y auspiciado por el Programa de Apoyo Social Peso por Peso 2018, coordinado por la Fundación Dar Más por Sonora A.C.

Y que en la ejecución apoya el Instituto Sonorense de Cultura, Secretaría de Educación y Cultura, Escuela de Ballet Ángeles Martínez, Ceballos Caballero y Asociados, S.C. y Bichicori Films.

Los objetivos son claros y se están cumpliendo: Realizar presentaciones de danza contemporánea en 9 escuelas de educación primaria de la ciudad de Hermosillo, impartir un taller lúdico de acercamiento al movimiento y la danza a los alumnos de cuarto grado de cada escuela, los participantes del taller asistirán a una presentación de artes escénicas en el Teatro de la Ciudad.

La palabra clave es Colectivo. Dédalo la incluye en su rúbrica. En este viaje hacia la formación de públicos y posibles bailarines, artistas, la inclusión también es clave: En la presentación que se hará como cereza del pastel de este programa, en el Teatro de la Ciudad, se estará  compartiendo foro con Núcleo Antares, Cía. Juvenil Rocío Moreno y Proyecto Asimétrico.

Ojalá en un futuro esta actividad fungiera como parte integral del formato educativo. La vida tendría más mañanas de vuelos imaginarios. Y reales.

Leave a reply