Es solo un mal sueño, nena

 

Bruno Herley

 

Saldremos a bailar en la primera noche,
cuando el mundo esté en silencio y
los monstruos caigan a pedazos.
Las luces de la calle nos vestirán de oro, 
guiaremos a los aviones hacia las pistas,
a los mercados, al galpón 
donde solías besarme, 
a las avenidas repletas de onomásticos. 

 

Podría decir que la ciudad está muerta,
pero no,
respira despacio, duerme, 
al despertar, tomaré tu mano
y sentiremos el calor
de nuestras palmas, el viento
en el rostro, el paso de los pájaros
como flechas. 

 

Mira las luces en el fondo, alguien baila,
gira y gira, sus pies
rozan el pavimento y ríe. 
Es solo un mal sueño, nena, 
estoy al lado, 
paso la mano por tu frente 
y pienso en los días, 
en la furia del júbilo 
para irnos a embriagar a la playa.
Algunos ya no estarán, 
brindaremos por ellos
en las bromas de la fiestas,
en el próximo 
fin del mundo.

 

Bruno Herley. Ha publicado en antologías de poesía y cuento, tiene una novela corta de nombre Dios  es solo un nombre (cómo matar un pájaro con marketing), disponible en Amazon.

 

Deja un comentario